• Alcalde capitalino, José Ramón Enríquez Herrera y la presidenta del DIF Municipal, Ana Beatriz González Carranza, entregan más de 8 mil juguetes para niños de escasos recursos.

 

El ayudar a quienes más lo necesitan y trabajar por un Durango feliz ha sido una prioridad para el Presidente Municipal, José Ramón Enríquez Herrera y la Presidenta del DIF Municipal, Ana Beatriz González Carranza, quienes con acciones concretas buscan mejorar la calidad de vida de todos los duranguenses, pero sobre todo de las futuras generaciones, la niñez.

 

En ese sentido, coadyuvando esfuerzos junto a tres importantes instituciones educativas de la ciudad de Durango, como la Universidad Juárez del Estado de Durango (UJED), el Instituto Tecnológico de Durango (ITD) y la Benemérita y Centenaria Escuela Normal del Estado (ByCENED), el Gobierno Ciudadano se sumó al Radio Maratón 2017, con la donación de juguetes para los niños duranguenses de escasos recursos.

 

Durante la recolección de juguetes, se superó la meta de 170 mil, por lo que con la ayuda, voluntad, generosidad y respaldo de la sociedad, se puede obtener cualquier resultado para respaldar “una noble causa como las sonrisas de miles de niños duranguenses de escasos recursos”, afirmó la Síndica municipal, Luz María Garibay Avitia.

 

Fue así como el Edil capitalino y la Presidenta del DIF Municipal, realizaron la entrega de más de 8 mil juguetes recaudados por las diversas direcciones del ayuntamiento con el objetivo de hacer feliz a un niño esta navidad, demostrando que el corazón de los duranguenses es noble y solidario.

 

“Nos encontramos en un evento que tiene más de 18 años, y que une a instituciones educativas con la oportunidad de donar un juguete, gracias por poder generar alegría en un niño, agradezco a los más de 5 mil trabajadores que se han unido como muestra de lo que se puede hacer por los más necesitados, nuestra meta que ningún niño despierte el 25 de diciembre sin un juguete”, expresó Enríquez Herrera.

 

Un juguete en Navidad es más que eso, se convierte en un símbolo de esperanza y de amor, y es un regalo para quien lo entrega porque recibirá a cambio una sonrisa como agradecimiento y en su rostro se pintará de felicidad, por ello el Dr. José Ramón Enríquez y la Dra. Ana Beatriz González, se unen a la noble labor de estas instituciones en favor de las niñas y niños de Durango.

Anuncios